Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Tirador asegura que no fue a matar al ex pelotero David Ortiz, sino a otro

viernes, 22 de marzo de 2019

Un dominicano asesina otro en discusión durante fiesta en negocio de hookas en Massachusetts

Miguel Cruz Tejada - viernes, marzo 22, 2019



NUEVA YORK._ El dominicano Remy Salazar, fue acusado en el Tribunal del Distrito de Lawrence (Massachusetts), por el asesinato de su compatriota Kelvin J. Frías, cuando ambos sostuvieron una acalorada discusión, cuyo motivo no se ha revelado y el imputado disparó matando de un balazo en la cabeza a la víctima. 



NUEVA YORK._ Remy Salazar, acusado por el asesinato de un balazo de Kelvin J. Frías (en recuadro) en Massachusetts en medio de una discusión. (Fotos fuente externa).



Después de matar a Frías, Salazar, huyó a New Hampshire, donde fue capturado y se espera su extradición a Massachusetts para enfrentar cargos por asesinato. 

El crimen, Salazar lo cometió el viernes de la semana pasada, cuando él, Frías y docenas de personas participan en la fiesta, en la tienda de hookas “Mr. Hooka”, cuyo propietario es el dominicano Robert Díaz Méndez, quien supuestamente habría ofendido a Salazar, quien fumaba una pipa y bebía agua de la llave del negocio, por lo que reaccionó violento, enfrentando al negociante, y Frías, intervino en defensa de Díaz Méndez. 

Una versión dice que el dueño, exigió dinero a los presentes para pagar el alcohol que les estaba brindando y también les ofrecía marihuana. 

Frías, fue transportando en estado crítico al Centro Médico Beth Israel Deaconess de Boston, donde murió el sábado 16 de marzo. 

El muerto era hijo de los señores Félix Frías y Margarita Minaya, quienes ayer jueves preparaban los funerales para velar los restos de su hijo en la funeraria Díaz Healy Funeral Home, en la calle South Broadway, hoy viernes. 

Se le hará una misa de cuerpo presente en la iglesia San Patricio a las 11:00 de la mañana. 

Será sepultado en el cementerio Bellevue en Lawrence. 

Salazar, residente en Lawrence, fue arrestado el viernes pasado por la tarde en Nashua, (New Hampshire), con una orden de arresto no relacionada con el asesinato de Frías, luego que el equipo de Captura de Fugitivos Violentos de la policía de Massachusetts lo rastreara. 

La Unidad de Detectives de la Policía del condado Essex y la policía de Methuen obtuvieron una orden de arresto el sábado por la tarde acusando a Salazar de asesinato. 

Se desconoce por ahora, cuándo será extraditado a Massachusetts para enfrentar el cargo de asesinato, hasta después de su comparecencia. 

El jefe de la policía dijo el viernes que una investigación preliminar sobre el tiroteo sugiere que se produjeron disparos en una reunión en la tienda “Mr. Hookah”, situada en el 170 de la calle Broadway en Methuen. 

Explicó que el tiroteo no fue un acto aleatorio y se cree que está relacionado específicamente con un incidente anterior en ese lugar. 

Se recuperó un arma de fuego en el área de la escena del crimen. 

Frías, fue descrito como un amigo y “guardaespaldas" de Díaz Méndez, y testigos dijeron que trató de Salazar y el propietario, terminaran la discusión, tratando de instar a Salazar a salir del negocio, según muestra un video de vigilancia desde dentro y fuera de la tienda. 

Minutos después que Frías, Díaz Méndez y dos mujeres salieron del establecimiento por una puerta trasera, Salazar comenzó a gritar insultos y amenazas desde el otro lado de la calle Broadway, y luego hizo los disparos, uno de los cuales impactó a Frías en la cabeza. 

Salazar, quedó preso sin derecho a fianza después de la lectura de cargos por asesinato y la fiscal adjunta Kate MacDougall, pidió que Salazar fuera recluido en la cárcel sin fianza, y el abogado defensor John Morris no se opuso. 

Salazar pronto fue rastreado a un Nashua, New Hampshire, el hogar donde fue puesto bajo custodia viernes, dijeron los investigadores. 

Fue acusado por una orden de asesinato sábado en la tarde, trasladado a Massachusetts el martes y fichado por primera vez en el Departamento de Policía de Methuen y luego transportado a la corte del distrito. 

"La tienda está equipada con varias cámaras que monitorean y registran el interior y el exterior del establecimiento. Gran parte de estas imágenes, así como las de un negocio contiguo, han sido revisadas por investigadores junto con entrevistas e identificaciones de testigos, como base para este informe", reportó la policía. 

Entre 20 y 25 personas asistieron a la fiesta.



0 comentarios:

Publicar un comentario