Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Familia, alcalde y congresistas ponen en duda versión de policía dominicana sobre muertes de pareja

EL VALLE DE LOS MUÑECOS CONSTRUIDOS POR UNA JAPONESA PARA REEMPLAZAR LA POBLACIÓN DESAPARECIDA EN EL ÉXODO DE UNA ALDEA

jueves, 31 de enero de 2019

Pandilleros dominicanos caen en la “Operación Dead Heat” en El Bronx y los investigan por asesinato

Miguel Cruz Tejada - jueves, enero 31, 2019





NUEVA YORK._ Ocho pandilleros dominicanos, de un grupo de 15, entre ellos una mujer, cayeron en manos de la policía en la “Operación Dea Heat” (Muerte Caliente) ejecutada en El Bronx el martes, y algunos de ellos son investigados por el asesinato del adolescente dominicano Christopher Durán de 14 años de edad, ultimado a balazos el 22 de mayo de 2015. 



NUEVA YORK._ Desde la izquierda, Ashley Ramírez, acusada de ser líder de una célula en El Bronx y los dominicanos Raymond Bello, Andrés Abreu, Carlos Pérez, Marlon Figueroa, David Agüero y Jesús Pérez, enfrentando 60 cargos, incluyendo un asesinato. (Fotos Fiscalía de El Bronx / NYPD).



Los sospechosos dominicanos son Ashley Ramírez, Raymond Bello, Andrés Abreu, Carlos Pérez, Marlon Figueroa, David Agüero y Jesús Pérez, acusados al igual que los otros ocho, de 60 cargos por asesinatos, armas, drogas, violencia callejera, extorsión, amenazas, conspiración asaltos en pandillas y otros delitos graves relacionados con el pandillerismo en El Bronx. 

Parte de los tiroteos protagonizados por los pandilleros, ocurrieron en el patio de recreo de una escuela secundaria en El Bronx y también en los alrededores, dijo la fiscal del distrito de El Bronx, Darcel Clark, junto al comisionado del Departamento de Policía (NYPD), Paul O´Neill en una conferencia de prensa. 

Las autoridades dijeron que otro de los tiroteos ocurrió un domingo por la mañana, cuando una familia con niños pequeños corrió por la cuadra y se agachó contra un edificio con terror. 

“Los disparos tienen que parar. La cooperación tiene que empezar. Continuaremos trabajando con nuestros socios de la policía de Nueva York y la comunidad para detener la violencia en el distrito del cuartel 44 y en cualquier lugar de El Bronx donde los pandilleros creen que dominan”, dijo la fiscal. 

El comisionado O'Neill dijo que "con la violencia y el desorden reducidos a niveles históricamente bajos en muchos vecindarios de Nueva York, el NYPD y nuestros socios de la ley han fortalecido aún más nuestro enfoque similar al láser en las actividades de pandillas y cuadrillas en nuestra más alta tasa de criminalidad". 

Los pandilleros fueron acusados de los cargos ayer miércoles en la Corte Suprema Estatal de El Bronx. 

Nueve de los acusados ​​fueron arrestados el martes y procesados ​​ante el juez Steven Barrett. Deben regresar al tribunal el 4 de marzo de 2019. Otros tres acusados ​​ya estaban encarcelados y otros tres siguen prófugos. 

Si son condenados por el cargo grave de conspiración en primer grado, siete de ellos acusados ​​enfrentan entre 15 a 25 años en la cárcel y hasta cadena perpetua. 

De acuerdo con la investigación realizada por la Unidad de Supresión del NYPD de la violencia armada, los acusados participaron en actos violentos en cuadras de las calles 167 Este de la calle Oriente, la 170 entre avenidas Morris y Clay, desde diciembre de 2014 a mayo de 2018. 

Gran parte de la violencia fue protagonizada por la célula "6 Wild" (Seis Salvajes), un de la pandilla Bloods (Sangrientos), después que un miembro asesinó a Duran (Joppy), que según la policía era un miembro de la pandilla 280 Crip, aunque la madre y otros familiares negaron esa versión. 

Durán, fue asesinado en la esquina de la 167 Este y la avenida Sheridan, mientras caminaba a la escuela por la mañana. 

La conspiración continuó después de que otros miembros de esa misma pandilla mataron a puñaladas a Joshua Simpson, el 28 de junio de 2018. 

Los acusados ​​supuestamente conspiraron para participar en dos tiroteos no fatales, siete incidentes de disparos y uno a puñaladas. Varios tiroteos ocurrieron cerca de la escuela secundaria 22 en la avenida Morris y la calle 167 Este. 

En un incidente, el domingo 27 de mayo de 2018 en la mañana, se realizaron disparos contra un miembro de “6 Wild” en esa calle y la avenida Teller. 

La fiscal dijo que el video de vigilancia del área muestra a una familia, incluida una mujer que empuja a un bebé en un cochecito, huyendo. 

En un momento del verano de 2017, Ashley Ramírez les reclamó a los miembros de la pandilla “280 Crips” que tenían que mejorar sus punterías en los disparos. 

Y en su cuenta de facebook, ordenó a los pandilleros que aplacaran a sus rivales.




0 comentarios:

Publicar un comentario