'
ÚLTIMAS
Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Fuerte ola de calor azota Nueva York durante toda la semana

viernes, 4 de mayo de 2018

Jurado delibera sobre veredicto a pastor dominicano enjuiciado por abusos sexuales a menores

Miguel Cruz Tejada - viernes, mayo 04, 2018





NUEVA YORK._ El jurado actuante en el juicio que se le siguió al pastor dominicano Gregorio Martínez, conocido como el “sexorcista” en la Corte Superior del Condado Hudson en Nueva Jersey, delibera sobre el veredicto contra el acusado, que podría mantener en la cárcel por otros 10 años y a la espera de otros dos juicios por imputaciones similares. 



NUEVA YORK._ El pastor dominicano Gregorio Martínez, enjuiciado por supuestos abusos sexuales a menores, espera la el veredicto del jurado.


El juicio concluyó ayer jueves con los argumentos finales de los fiscales y el abogado defensor de Martínez, luego del testimonio de un hombre de 27, que tenía 18, cuando supuestamente el pastor lo abusó en una furgoneta y en su casa, después de orarle por los genitales de la víctima, según el testimonio. 

Las declaraciones de clausura se escucharon en el juicio por agresión sexual al "sexorcista" de North Bergen, acusado de usar su investidura como un "profeta" para atacar a un joven en 2009. 

"En lo que solo puede describirse como ironía cruel, este hombre usó las creencias de la fe pentecostal sobre sexualidad para atacar sexualmente a la víctima", dijo el fiscal asistente, Andrew Baginski, sobre Martínez, que ya ha sido condenado por violar la libertad bajo fianza y abuso sexual a un niño de 13 años. 

Baginski tomó nota del testimonio del ahora hombre de 27 años que dijo que pensaba en Martínez como mentor y en una figura religiosa prominente internacionalmente. 

Pero dijo que durante un viaje por carretera a un servicio de oración, Martínez comenzó a acariciar su entrepierna. El hombre de Jersey City dijo que apartó la mano de Martínez. 

Testificó que en otra ocasión, Martínez le pidió que fuera solo en un automóvil porque quería orar por él. Dijo que mientras rezaba, ellos cerraron sus ojos y Martínez metió la mano dentro de sus pantalones. 

El hombre dijo que Martínez llegó a su casa sin avisar un día, lo llevó aparte y le preguntó sobre sus hábitos sexuales. Martínez se preocupó y dijo que quería rezar por él nuevamente, así que entraron, según el testimonio. 

La víctima dijo que Martínez quería orar por sus genitales. Dijo que se bajó los pantalones y la ropa interior y Martínez rezó por sus genitales, que también tocó y besó. 

El hombre agregó que pensaba que las acciones de Martínez tenían un propósito religioso y eran apropiadas. El fiscal Baginski dijo al jurado ayer que Martínez había descubierto a través de prueba y error que la mejor manera de atacar al hombre de 18 años era manipularlo con la religión. 

En su argumento final, el abogado defensor Daniel González, le dijo al jurado que no había ni una pizca de evidencia que corroborara las acusaciones del hombre, y agregó que el caso estaba plagado de dudas razonables. 

"Nadie en los Estados Unidos de América debería ser encontrado culpable de algo con esta evidencia escasa, inexistente e increíble", le dijo el abogado de Martínez al jurado. Señaló que en su declaración, el acusador primero le dijo a un detective que si Martínez le hubiera tocado los genitales, le habría dado un puñetazo o se hubiera vuelto loco. 

Más tarde en la declaración, el hombre dice que Martínez tocó y besó sus genitales. Pero González le recordó al jurado que el hombre dijo que se había bajado los pantalones y la ropa interior y que no había ningún intento de detener a Martínez. Sugirió que si algo sucedió, fue consensual. 

"Tenía 18 años y estaba lleno de testosterona", dijo González. "Cómo estuvo funcionando eso con él. Si funcionó para aceptarlo y le gustó, es genial, es 2018". 

González también reflexionó sobre el estado mental de un joven de 18 años que creía haber conocido a un profeta que le habló a Dios. "No sé, tal vez el problema sea la salud mental. Tal vez él necesitaba terapia", dijo González. 

"Ustedes no resolverán nada en la vida de ese joven al condenar a este hombre", dijo González. "Ten fe en la duda razonable. Ten fe. Cuando comenzamos este caso, Martínez se presumió que era inocente. El estado no ha cumplido con su carga, ni siquiera se ha acercado". 

El jurado comenzó a deliberar después de recibir instrucciones sobre aspectos de la ley pertinentes al cargo contra Martínez, de quien se dice que realizó exorcismos. 

Él enfrenta de cinco a 10 años de prisión si es declarado culpable. 

Actualmente está cumpliendo nueve años por molestar sexualmente a un niño de 13 años y saltarse la fianza.



0 comentarios:

Publicar un comentario