'
ÚLTIMAS
Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

ADVERTENCIA A COMENTARIOS ANÓNIMOS

Debido al carácter irresponsable y poner en riesgo la moral y la buena imagen de protagonistas de las noticias, no se aceptarán comentarios anónimos.
diarioextrainfo.com los eliminará de inmediato.


Fuerte ola de calor azota Nueva York durante toda la semana

lunes, 29 de enero de 2018

Un dominicano entre 70 adictos muertos por sobredosis de heroína y fentanilo en Filadelfia

Miguel Cruz Tejada - lunes, enero 29, 2018




NUEVA YORK._ El dominicano Abraham Castro, se sumó a las estadística de 70 adictos muertos por sobredosis de heroína y fentanilo en 30 días en Filadelfia, según una historia publicada por el periódico Philadelphia Enquirer, que hizo una investigación sobre la epidemia de opioides en el estado de Pensilvania.

NUEVA YORK._ Abraham Castro, se sumó a 70 adictos muertos en Pensilvania por sobredosis de heroína y fentanilo. (Foto fuente externa)

El medio dijo que Castro, quien fue sepultado en la República Dominicana, murió por la sobredosis en los últimos días de 2018 y que su padre vino del país caribeño a llevarse el muerto para enterrarlo en su pueblo natal.

Castro, conseguía las drogas en un punto de la calle Emerald en Nueva York, donde viajaba frecuentemente desde Pensilvania y lo tenía como uno de sus principales secretos.

La madre de Castro, Frances, había muerto 20 años antes que su hijo, un dolor que él llevaba desde que tenía 16 años de edad.

Comenzó enviciarse cuando llegó a la calle Emerald para buscar trabajo en una tienda de repuestos para vehículos de un amigo de la familia en situada en la calle Venango, y mantenía una foto de su mamá en la habitación que le alquilaba la dominicana Olga Núñez, la mejor amiga de su madre. 

Abraham era conocido como un genio de la electrónica. Era un hombre de gustos simples que le gustaba una buena comida y una buena siesta. Familiares y conocidos dicen que él era capaz de arreglar “lo que no se podía arreglar”.

Él y su amigo Dauiry Rodríguez, eran nuevos en la ciudad y trabajaban juntos.

Fue Jason el hijo de Olga, quien encontró muerto a Abraham, en el dormitorio del medio de la casa en la calle Emerald. No había salido de su habitación por horas. Lo encontraron inmóvil en la cama doble. Jason nunca había visto una persona muerta antes, pero había visto la crisis de las drogas muy de cerca durante mucho tiempo, como adictos que usaban heroína en las esquinas de las calles de su casa, personas con sobredosis y ambulancias para atenderlos.



0 comentarios:

Publicar un comentario