Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se radicaliza el enfrentamiento entre Danilo y Leonel con insultos y ataques entre dos estadistas

martes, 25 de diciembre de 2018

Cinco pandilleros acusados de la muerte de Junior serán enjuiciados por asesinato en primer grado

Miguel Cruz Tejada - martes, diciembre 25, 2018






NUEVA YORK._ De los 14 pandilleros trinitarios, acusados por la muerte del adolescente dominicano Lesandro Guzmán Feliz (Junior), el 20 de junio en El Bronx, cinco de ellos serán enjuiciados posiblemente en febrero de 2019 por asesinato en primer grado, y enfrentarían sentencias de cadena perpetua.


NUEVA YORK._ Los pandilleros trinitarios Elvin García, Rodríguez Hernández Santiago, José Muñiz, Manuel Rivera y Jonaki Martínez Estrella, serán enjuiciados por asesinato en primer grado en la muerte de Junior. (Fotos fuente externa).




El juez del caso Robert Neary, dijo que fijó el 25 de ese mes para comenzar los procedimientos previos al enjuiciamiento de Elvin García, Santiago Rodríguez Hernández, José Muñiz, Manuel Rivera y Jonaki Martínez Estrella, a quienes se señala como los que apuñalaron a Junior, luego de ser arrastrado desde el interior de una bodega, donde trató de refugiarse para no ser asesinado. 

De los catorce acusados, solo cuatro de ellos se presentaron ante el juez el viernes para tomarles pruebas de ADN, pero no se explicó por qué los otros diez no comparecieron en el tribunal. 

El magistrado dijo que la fecha escogida es tentativa y no definitiva, y existe la posibilidad de que el juicio no comience en febrero. 

En la audiencia del viernes, los fiscales también revelaron que muchos de los pandilleros hicieron llamadas a familiares a la República Dominicana, donde eventualmente planeaban huir, antes y después del asesinato del estudiante. 

La madre de Junior, Leandra Feliz, quien volvió a estar acompañada por parientes, amigos y vecinos en la corte, dijo que ella esta será la primera navidad que pasará sin su hijo, y que jamás volverá a tener una. 

“Jamás volveré a tener una navidad, ellos mataron a Junior y me mataron a mí”, dijo la señora Feliz. 

Parte de los pandilleros acusados tendrán que volver a la corte el 22 de enero y otros el 25 de febrero. En enero, se iniciarán los procedimientos, mientras los abogados de algunos dijeron que es posible que solicite que estos sean enjuiciados por separado. 

Los fiscales dijeron también que los cinco acusados de asesinato en primer grado, podrían enfrentar un nuevo cargo de tortura. 

Los otros nueve acusados son imputados de asesinato en segundo grado. 




LAS LLAMADAS 

El canal de televisión WPIX 11, reveló en una investigación titulada “Junior Files” (Archivos de Junior), que los pandilleros llamaron a República Dominicana, antes y después de ser arrestados y que algunas llamadas se hicieron desde la cárcel de Rikers Island. 

El medio difundió grabaciones de audios en las que se escuchan las voces de los trinitarios que se comunicaron, diciendo que no es un caso que se basa solo en imágenes de cámaras de vigilancia que captaron el brutal asesinato de Junior, sino también en docenas de registros que muestran el rastreo y movimiento de los sospechosos en las horas anteriores y posteriores al asesinato de Junior. 

El canal dice que entre las fotos que revisó había dos selfies tomados por el sospechoso Manuel Rivera y recuperadas de su teléfono celular. 

El reportaje dice que en la primera foto, un sombrío Rivera se sienta en una silla de peluquería, preparándose para que su cabello oscuro y ondulado sea teñido por una mujer que lleva guantes protectores. 

En la segunda foto, un Rivera que aún no sonríe ahora tiene el cabello rubio neón, después de terminar el tinte. 

Cuando Rivera fue arrestado varios días después en un escondite de los pandilleros trinitarios en Paterson, Nueva Jersey, su nuevo y distintivo peinado se destacaba, dijo PIX11. 

Los reporteros del canal también revisaron más de una docena de fotos tomadas por la Policía Estatal de Connecticut del carro Honda plateado 2008 que los patrulleros detuvieron el 9 de julio, cuando arrestaron al sospechoso Luis Cabrera Santos, tirando a su novia a la grama, mientras el bebé de la pareja estaba dentro del vehículo. 

Las fotos muestran numerosas huellas dactilares tomadas en las puertas y la carrocería del automóvil. Otras huellas fueron descubiertas dentro del Honda.





0 comentarios:

Publicar un comentario