DE ÚLTIMA HORA: Cuestionamientos a granel por fortunas de origen oscuro de funcionarios civiles y militares del Gobierno de Abinader
'
RESUMEN:
Indignación y rechazo a propuesta de concejal en el Alto Manhattan para enterrar muertos de coronavirus en fosas comunes en parques públicos

Indignación y rechazo a propuesta de concejal en el Alto Manhattan para enterrar muertos de coronavirus en fosas comunes en parques públicos







NUEVA YORK._ Amplia indignación y rechazo está generando en familiares de los miles de muertos, el alcalde Bill de Blasio, activistas comunitarios, la Oficina del Médico Forense y otras voces, la tenebrosa propuesta del concejal de origen judío, Mark Levine, que representa el distrito 7 en el Alto Manhattan para que los cuerpos de los difuntos sean enterrados en fosas comunes que él llama “trincheras” cavadas en los parques públicos de la ciudad, alegando que ya no cupo para tantos fallecidos en las morgues y donde se enterrarían diez cadáveres en cada una. 

NUEVA YORK._ El concejal Mark Levine del distrito 7 en el Alto Manhattan quiere que se entierren los muertos por coronavirus en fosas comunes en parques públicos de la ciudad. (Fuente externa).


Levine, hizo la propuesta a través de su cuenta twitter la mañana de ayer lunes, y de inmediato el alcalde respondió que a tanto a los muertos como a sus familias hay que tratarlas con respeto y dignidad, sugiriendo que una alternativa diferente podría ser el histórico y abandonado cementerio de Hart Island, situado en las inmediaciones del poblado turístico de City Island en El Bronx, y que una vez sirvió para enterrar a los presos, que no eran reclamados por sus familiares. 

Se estima que en ese campo santo hay poco más de un millón de cadáveres, que además se usa para sepultar a todos los muertos que no son reclamados en las morgues, denominados “John Doe” o “Jean Doe”, por falta de identidades. 

“Cada día que pasa, hay más muertos en la ciudad de Nueva York, por lo que en las próximas semanas no tendríamos cupo en las morgues, cementerios y crematorios”, dijo el concejal en otro macabro vaticinio. 

Explicó que las sepulturas en los parques, sería temporal y luego que desaparezca la pandemia, los deudos pueden trasladar los restos a campo santos y quedarse con las cenizas. 

"Pronto comenzaremos el entierro temporal', dijo el concejal Mark Levine, añadió el concejal en una serie de tuits en los que desglosó algunos detalles de la propuesta. "Esto probablemente se hará mediante el uso de un parque de Nueva York para los entierros (sí, lo has leído bien). Se cavarán trincheras para 10 ataúdes en una línea", dijo. 

Y añadió que se hará de manera digna, ordenada y temporal. Pero será difícil para los neoyorquinos y agregó que el objetivo es evitar escenas como las de Italia, donde los militares se vieron obligados a recoger cuerpos de las iglesias e incluso de las calles. 

Más tarde aclaró sus tuits, diciendo que es una contingencia que la ciudad de Nueva York se esté preparando para eso, pero si la tasa de mortalidad baja lo suficiente, no será necesario. 

Al alcalde Bill de Blasio se le preguntó sobre la sombría propuesta durante una rueda de prensa de actualización del coronavirus ayer lunes en el centro Brooklyn Navy Yard. 

"Bien podríamos estar lidiando con entierros temporales, para que podamos tratar con cada familia más tarde", dijo el alcalde. “Tendremos capacidad para entierros temporales, eso es todo lo que voy a decir. 

No voy a entrar en detalles", agregó de Blasio. "No creo que sea una gran cosa hablar de eso". 

Pero mencionó al cementerio en Hart Island, propiedad de la ciudad, el antiguo campo de alfareros y el campo santo público más grande de Estados Unidos, que se encuentra al lado de la costa sureste de El Bronx en el área de Long Island Sound. 

"Vamos a tratar a todas las familias con dignidad, respetar las necesidades religiosas de aquellos que son devotos, y el enfoque ahora es tratar de superar esta crisis y obviamente también poner toda nuestra energía y recursos en salvar a aquellos que podamos rescatar", agregó. 

La portavoz de la Oficina del Médico Forense de la ciudad, Aja Worthy Davis, dijo que actualmente no hay planes para comenzar entierros temporales y que los congeladores en las instalaciones de la agencia en Manhattan y Brooklyn tienen espacio adecuado. 

"No tenemos planes en este momento para enterrar a nadie en los parques de la ciudad", dijo Worthy Davis, señalando que el escenario inquietante se menciona en un plan de desastre anterior, pero no está en proceso en este momento. 

Levine explicó que las morgues de los hospitales de la ciudad se han llenado y la Oficina del Médico Forense ha enviado 80 tracto camiones refrigerados con capacidad para transportar 100 cuerpos a los hospitales de la ciudad. 

"Estos ahora están en su mayoría llenos también", dijo Levine. "Algunos hospitales han tenido que agregar un segundo o incluso un tercer tráiler". 

Según el concejal, las familias afligidas informan haber llamado a media docena de funerarias y no han encontrado ninguna que pueda organizar funerales de sus seres queridos fallecidos y que los cementerios no pueden manejar la cantidad de solicitudes de entierros y están rechazando la mayoría. 

"El número de muertos continúa aumentando", añadió Levine. 

"Los congeladores en las instalaciones del médico forense en Manhattan y Brooklyn pronto estarán llenos", vaticinó el edil.




Publicar un comentario

0 Comentarios