'
ÚLTIMAS
Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

ADVERTENCIA A COMENTARIOS ANÓNIMOS

Debido al carácter irresponsable y poner en riesgo la moral y la buena imagen de protagonistas de las noticias, no se aceptarán comentarios anónimos.
diarioextrainfo.com los eliminará de inmediato.


Fuerte ola de calor azota Nueva York durante toda la semana

martes, 31 de julio de 2018

Cuarenta legisladores republicanos en Massachusetts buscan destitución de juez por liberar narco dominicano para evitar deportación

Miguel Cruz Tejada - martes, julio 31, 2018





NUEVA YORK._ Cuarenta legisladores republicanos en Massachusetts, buscan la destitución del veterano juez Timohy Feeley, por haber liberado al narco dominicano Manuel Soto Vitini, a quien sentenció a libertad condicional para evitar su deportación a la República Dominicana. 



NUEVA YORK._ El juez Timothy Feeley, cuya destitución exigen 40 legisladores republicanos en Massachusetts por liberar al narco dominicano Manuel Soto Vitini, convicto por tráfico de cocaína y heroína. (Foto fuente externa)


El juez de la Corte Superior de la ciudad de Salem, tomó la decisión hace dos meses y desde entonces enfrenta una reacia campaña de legisladores republicanos y activistas de New Hampshire, quienes vienen reclamando al gobernador estatal sacarlo de los tribunales. 

Los peticionarios están reforzados por 10 mil firmas de civiles que se han unido a la campaña en una plataforma en internet. 

Dirigido por el representante estatal Jim Lyons, los legisladores están pidiendo a sus colegas que exijan al gobernador Charlie Baker que retire a Feeley del tribunal utilizando lo que se denomina una carta de presentación. 

El Consejo del Gobernador, que aprueba a los candidatos judiciales, tendría que firmar la medida poco utilizada en estos casos. 

Lyons presentó una propuesta similar con alrededor de 40 legisladores en su mayoría republicanos hace varias semanas, pero el presidente de la Cámara de Representantes, Robert DeLeo, demócrata de Winthrop, no quiso tomarla. Lyons volvió a enviar el pedido ayer lunes e instó a los legisladores a reconsiderarlo antes del final de las sesiones formales de hoy martes. 

"Hemos tenido suficiente de estos jueces que permiten que los delincuentes vuelvan a la calle", dijo Lyons en una conferencia de prensa ayer. "El juez Feeley ha cruzado la línea de la imparcialidad. Está favoreciendo a aquellos que no son ciudadanos y les niega igualdad de justicia y protección a los ciudadanos de los Estados Unidos". 

El rencor por los fallos de Feeley se ha centrado en el caso de Soto Vittini, de 33 años, residente en Peabody, y un residente permanente legal en Estados Unidos, quien en mayo se declaró culpable de posesión con la intención de distribuir heroína y cocaína. Fue atrapado con 15 gramos de heroína, 3 por debajo de lo que establece la ley del estado para un cargo de narcotráfico más grave. 

Feeley le dio dos años de libertad condicional, en lugar de uno a tres en prisión que buscaban los fiscales, calificando la conducta del dominicano de “delito monetario”. 

Feeley también sopesó el estatus migratorio de Soto Vitini, y dijo en la corte que si el ciudadano dominicano hubiera sido ciudadano estadounidense, probablemente lo habría enviado a una cárcel estatal. 

El lunes, se unieron a Lyons las madres de dos residentes de Danvers que murieron por sobredosis de heroína. Si bien no está claro si alguno de los dos falleció como resultado de las drogas vendidas por los traficantes liberados por Feeley, las madres se hicieron eco de los pedidos de su destitución. 

"Fue desgarrador verlo dejar que un traficante de heroína vuelva a la calle después de perder a mi hijo", dijo Lucy Kohler, quien ha protestado la decisión de Feeley frente al Tribunal Superior de Salem casi todas las semanas en honor a su hijo Kyle, de 29 años, que murió de una sobredosis de fentanilo en octubre pasado. 

Sheri Danforth, que perdió a su hija, Bonnie, hace dos años por una sobredosis de opioides, calificó la decisión de Feeley como "criminal". 

"Estos comerciantes están matando gente y los jueces les permiten salirse con la suya", dijo a los periodistas. "Necesitamos hacer algo". 

Cerca de 2.000 personas murieron por sobredosis de opiáceos en Massachusetts el año pasado, según el Departamento de Salud Pública del estado. 

A principios de este mes, el representante Paul Tucker, demócrata de Salem, y un grupo bipartidista de legisladores presentaron una demanda por separado en la que pedían a la magistrada del Tribunal Superior Judith Fabricant y a la Comisión estatal de conducta judicial que investiguen el dictamen de Feeley. 

Los jueces estatales, nombrados de por vida, pueden ser removidos por el Tribunal Judicial Supremo con base en la recomendación de la comisión judicial. 

Treinta legisladores firmaron la denuncia presentada por Tucker, incluidos algunos demócratas. 

También exigen remover al juez Feeley de la división criminal en espera de la revisión judicial. 

Sin embargo, en una respuesta a los legisladores, Fabricant dijo que si bien ella confiaba en que la comisión consideraría su queja "completa y justamente", no encontró "motivos para alterar" su papel en el tribunal penal. Ella citó su historial judicial y su década de experiencia en el Tribunal Superior. 

"En ese momento se ha pronunciado sobre innumerables asuntos, tanto penales como civiles, y se ha ganado un amplio respeto por su dedicación, coraje y compasión", escribió a los legisladores el 10 de julio. 

"Tengo absoluta confianza en su capacidad para continuar realizando sus deberes como se requiere en todos los asuntos", añade la misiva. 

Los abogados defensores y la Asociación de Abogados de Massachusetts también han salido en defensa de Feeley, diciendo que retirarlo del tribunal por sus decisiones comprometería la independencia judicial al inclinarse ante una mafia desinformada.





0 comentarios:

Publicar un comentario