'
ÚLTIMAS
Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Lluvias, vientos y aguaceros matizan el comienzo del otoño 2018 en Nueva York

viernes, 2 de marzo de 2018

“Ella me bajó los pantalones y me besó” alega abogado dominicano enjuiciado por violar mujer

Miguel Cruz Tejada - viernes, marzo 02, 2018





NUEVA YORK._ El abogado dominicano Marcos Blandino, que está siendo enjuiciado en la Corte Superior del condado Hudson en Nueva Jersey, por la presunta sexual a una mujer, dijo ayer jueves que “ella fue quien me bajó los pantalones de la cintura para abajo y me besó”. 


NUEVA YORK._ El abogado dominicano Marcos Blandino, enjuiciado por presuntamente violar una mujer, alega que ella le bajó los pantalones y lo besó. (Foto fuente externa).




Blandino, de 52 años de edad, ha necesitado de un intérprete en español y un audífono para seguir el proceso, y que no ha podido ejercer la abogacía en Estados Unidos, es graduado en derecho en la República Dominicana y en el momento de su arresto, se desempeñaba como un taxista de Lyft. 

La abogada dominicana Génesis Peduto que lo representa y que también defendió a El Gringo de la Bachata, acusado de narcotráfico en Massachusetts, alegó que Blandino, es víctima de una trampa que le tendió la presunta víctima. 

La jurista, de larga experiencia como criminalista, ha estado atosigando con fuertes preguntas a la mujer, que está testificando ante el jurado en el juicio. 

“La rechacé y me fui de su apartamento porque vi que ella estaba como borracha”, les dijo Blandino a los jurados. 

“Me bajó los pantalones de la cintura hacia abajo y me besó”, insistió el enjuiciado. El supuesto estupro ocurrió el 22 de abril de 2017 en la ciudad de Hoboken donde reside la acusadora. 

Ella tenía 22 años en ese momento, y Blandino dice que lo llevó a su departamento en la calle Clinton. 

"¿Violaste a la víctima?", fue la primera pregunta de la abogada Peduto a Blandino ayer en la mañana. 

"No, no lo hice", respondió Blandino a través del intérprete. 

-¿Fuiste a su apartamento sin su invitación?", 

-No, ella me invitó", respondió el abogado. 

Blandino quien llegó a Estados Unidos hace 28 años y ha trabajado como agente de viajes, conductor de autobuses escolares, preparador de impuestos, además de notario público, dijo que manejaba un taxi para Lyft, un servicio por aplicación que compite con Uber, el día de la supuesta violación y había dejado a alguien en Jersey City. Utilizó su GPS para llevarlo de vuelta a Hoboken, donde esperaría otro pasajero. 

El viaje lo colocó en la calle Clinton y vio a la mujer caminando esa noche. Ella testificó que había estado en tres bares ese día, que había tomado unas seis copas y que un conductor de Uber la había dejado al sur de su casa. 

Blandino dijo que abrió la ventanilla del lado del pasajero y "le pregunté si estaba yendo lejos porque pensé que si lo hacía, la llevaría si lo necesitaba”. 

Añadió que “ella me dijo que estaba cerca de su casa, que era ese edificio y que había llegado". "Simplemente iba a seguir conduciendo y le dije que tuviera cuidado y ella me dijo que esperara un momento". 

La mujer testificó que ella no tenía sus llaves. Blandino dijo en el estrado de los testigos que la mujer le pidió que no se fuera mientras intentaba entrar. 

"Luego vuelve a salir y me dice que aparque y salga", dijo Blandino. "Estábamos hablando porque tenía la ventana baja. Salgo del coche y, en el mismo momento en que saca la llave de la maceta, nos encontramos en la puerta y me dice que entre". 

Blandino dijo que siguió a la mujer hasta el edificio y lo invitó a entrar al apartamento donde ella le dijo que se sentara. Dijo que no estaba seguro de por qué ella lo invitó a entrar. 

"Estaba sentada en el sofá y vino y se paró junto a mí y se quitó los pantalones y se sentó en pantis en mis piernas. Me besó y yo la besé", relató el dominicano. 

La abogada le preguntó si la mujer parecía intoxicada y Blandino dijo que “al principio no pensé en eso, pero cuando me besó, sentí que su saliva era amarga". 

Él dijo que cuando ella hizo un avance sexual adicional, él la rechazó. Añadió que "cuando ella hizo eso, le dije que tal vez debería irme porque quizás ella no estaba consciente de lo que está haciendo". 

Blandino dijo que él se fue. El video de seguridad desde el otro lado de la calle muestra solo cinco minutos desde el momento en que ingresó al edificio hasta el momento en que se fue. 

Pero la mujer le contó al jurado una historia muy diferente. Dijo que no notó a Blandino hasta que descubrió que él estaba junto a ella en la puerta de su apartamento y que él la empujó adentro y la tiró al piso donde se bajó los pantalones y la ropa interior, y agregó que ella gritó pidiendo ayuda y se resistió violentamente. 

El caso de los fiscales se basa principalmente en el video de vigilancia y el testimonio de la mujer. Hay algo de evidencia de ADN, pero no es fuerte. 

El fiscal adjunto del condado Hudson, John Mulkeen, representa al Ministerio Público en el juicio. 

El juicio es dirigido por el juez de la Corte Superior del Condado Hudson Vincent Militello en el edificio administrativo del condado en Jersey City.




0 comentarios:

Publicar un comentario