'
ÚLTIMAS
Show Mobile Navigation
buscador ->
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Fuerte ola de calor azota Nueva York durante toda la semana

miércoles, 4 de julio de 2018

Un hispano empleado de la ciudad tenía 33 perritos en su apartamento sucios, hambrientos y mal olientes

Miguel Cruz Tejada - miércoles, julio 04, 2018





NUEVA YORK._ Policías de la ciudad y oficiales de la Sociedad de Protección Animal (ASPCA), rescataron 33 perritos de la raza Shih Tzu, que tenía sucios, hambrientos, enfermos y mal olientes el hispano Iván Paredes de 57 años de edad, empleado por 30 años en el Departamento de Preservación y Conservación de la Vivienda de la ciudad. 


NUEVA YORK._ Ivan Paredes, tenía 33 perritos en su apartamento, sucios, hambrientos, mal olientes y enfermos. 

La policía dijo que Paredes, mantuvo a los pequeños canes en condiciones tan deplorables y antihigiénicas, que un fuerte hedor que salía de su apartamento, afectaba casi a todos sus vecinos en los apartamentos del pasillo donde está el suyo en la calle 13 en Manhattan, y en un edificio de la Autoridad de Viviendas de la ciudad (NYCHA). 

Los perritos hambrientos, sedientos y asquerosos, aullaban dentro del apartamento mal ventilado mientras su dueño no hacía nada, y se estaban recuperando ayer martes en un refugio de la ASPCA, dijeron las autoridades. 

Vecinos que habían estado escuchando durante horas mientras los perros lloraban y aspiraban un hedor nauseabundo que provenía del interior, llamaron al 911 el lunes a las 1:30 de la tarde. 

La policía citó a Paredes por torturar, herir y no alimentar a los 33 perros. 

Los animales fueron llevados a la ASPCA donde están siendo tratados. 

"Estos perros ahora están a salvo y tienen una segunda oportunidad de encontrar un hogar amoroso en el futuro", dijo Howard Lawrence, vicepresidente de ASPCA Humane Law Enforcement. 

"Esta situación es un recordatorio de que cada neoyorquino puede hacer una diferencia para los animales al informar sospechas de crueldad a la policía", añadió el activista. 

Paredes, quien dice en las redes sociales que ha trabajado como gerente durante 30 años en el Departamento de Vivienda y Preservación de la Ciudad de Nueva York, recibió una multa y debe presentarse en la corte el 5 de septiembre. 

Las fotos de los peluchitos blancos los muestran enmarañados en la suciedad en un apartamento descuidado con heces en el piso. 

Los vecinos dijeron que Paredes, a quien no, ha estado acaparando los perritos en su apartamento del edificio Plaza Field en la calle 13 Este en el barrio West Village de Manhattan y los identificaba como sus “hijos”. 

La vecina Yvonne McWilliams, de 68 años, dijo que Paredes comenzó hace unos 10 años con cinco perros, y los animales no paraban de multiplicarse. 

"Tuve una discusión con él sobre el hedor, la forma en que estaba tratando a sus perros", le dijo ella al tabloide NY Post. 

McWilliams explicó que Paredes le dijo que estaba demasiado frustrado por la muerte de su madre para pasear a los perros y por eso les permitía hacer sus necesidades en el apartamento. 

"Le dije Ivan, tu madre ha estado muerta desde hace 10 años. ¿Cuánto tiempo vas a usar esa excusa?, eso es crueldad. Tus perros nunca han visto la luz de afuera ni un parque", añadió la vecina. 

"Dijo que eran sus hijos, pero si él si él tuviera hijos, estaría en la cárcel", dijo la señora Williams. 

Otro vecino dijo que ha estado grabando a los perros aullando durante meses. 

Dorise Huff, presidenta de la asociación de inquilinos del edificio, sostuvo que era evidente que Paredes había pasado por alto y que los cachorros habían estado en peligro por largo tiempo. 

"Llamamos al 31, usted puede verificar, un montón de llamadas al 31, llamamos al 311, llamamos a ASPCA y nos siguieron dando vueltas, como si no hubiera nada que pudieran hacer", dijo la señora Huff.



0 comentarios:

Publicar un comentario