Icónico restaurante Coogan´s en el Alto Manhattan obligado a pagar salarios atrasados a empleados ~ Diario Extra InfoDiario Extra Info
Show Mobile Navigation


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
" });

Icónico restaurante Coogan´s en el Alto Manhattan obligado a pagar salarios atrasados a empleados

Miguel Cruz Tejada - martes, enero 22, 2019






NUEVA YORK._ El icónico restaurante Coogan´s de la avenida Broadway y la calle 168 en el Alto Manhattan, fue obligado por los fiscales a pagar miles de dólares en salarios atrasados a cuatro empleados que demandaron el establecimiento, acusándolo de robarles el sudor.


NUEVA YORK._ Dave Hunt, principal propietario del restaurante Coogan´s fue obligado a pagar salarios atrasados a cuatro empleados, pero se defiende de las acusaciones, alegando que buscan hacer daño a la imagen del negocio. (Fotos Miguel Cruz Tejada).



El restaurante, que es visitado frecuentemente por políticos locales y policías y comandantes de los cuarteles del Alto Manhattan, fue salvado de cerrar la primavera del año pasado, por un aumento en la renta que paga, gracias a la intervención de líderes políticos como el congresista Adriano Espaillat y el dramaturgo de Inwood, el boricua Lin Manuel Miranda, laureado autor de la obra teatral “In The Heights”. 

El negocio fue abierto en 1985 y es centro de diversas actividades de toda índole y reuniones de ejecutivos. 

Los demandantes son cuatro ex empleados, dos dominicanos, un mexicano y un estadounidense. 

Los abogados del restaurante, se reunirán con un juez en febrero para llegar a un acuerdo con los reclamantes para el pago de los salarios atrasados. 

La demanda alega que los dueños del Coogan´s que son tres socios, encabezados por Dave Hunt, tomaron los créditos de comida del pago de los trabajadores, no proporcionaron salarios adecuados, enviaron a los empleados a sus casas a mitad del turno sin pagarles y se les negó el pago por horas extras trabajadas. 

El restaurante, opera en un edificio del Hospital Presbiteriano de la Universidad de Columbia, que le subió la renta a $62 mil dólares mensuales, pero cedió a la petición de las figuras y líderes comunitarios para un acuerdo con menos pago. 

Además de Hunt, los otros socios son Peter Walsh y Tess McDade. 

Durante las décadas de los 80 y 90, cuando en el Alto Manhattan, los niveles de crímenes y narcotráfico, superaban todos los récords con docenas de asesinatos al año, el restaurante se mantuvo sirviendo a la comunidad. 




DUEÑO SE DEFIENDE 

En una entrevista ayer lunes con el señor Hunt ayer lunes en la tarde, él se defendió diciendo que los empleados demandantes buscaban hacerle daño a la buena imagen de su negocio. 

Preguntado por qué accedió al acuerdo de pago de los salarios, respondió que “es mejor haber hecho ese acuerdo y no tener que pagar a los abogados”, en referencia al costo legal de su defensa. 

También se negó a especificar el monto a pagarles a los ex empleados, el trato establece que podrá hacerlo a plazos. 

Dijo que los empleados demandantes fueron cancelados porque no cumplían con los horarios ni el trabajo y se vengaron con la demanda. 

“El acuerdo dice que no hubo nada incorrecto, pero decidimos pagar, porque es menos que el costo legal del caso”, agregó. 

Dijo que el restaurante ha tenido cientos de empleados en los últimos años y es la primera vez que enfrenta un caso como ese. 

“Les pagábamos por hora, dependiendo de lo que hacían”, dijo. “Este caso lleva entre tres a cinco años y nos acogimos al acuerdo con la fiscalía para resolverlo”. 

Hunt explicó que actualmente, tiene 45 empleados, con quienes nunca ha tenido problemas. 

Los demandantes llevaban entre 2 y 6 años trabajando en el restaurante. 

El chef dominicano José Inoa, que lleva 23 años trabajando en el Coogan´s, testimonio que siempre ha sido bien tratado por Hunt y los demás socios. 

Dijo que el pago se le hace todos los viernes y si ese día es festivo, el jueves en la mañana tiene el cheque en sus manos. 

La camarera dominicana Belkys Borges, que lleva años laborando, describió a Hunt como un excelente patrón, un buen hombre y que trata a los empleados con justicia y les paga a tiempo. 

“Nunca he sido discriminada ni acosada en todos los años que llevo trabajando aquí”, dijo la dominicana.




0 comentarios:

Publicar un comentario