Show Mobile Navigation


'
ÚLTIMAS

VIDEO DE LA SEMANA




NUEVA YORK._ Guardias de seguridad de la iglesia católica Espíritu Santo en El Bronx, amenazaron con agredir a golpes a activistas del aspirante a concejal en el distrito 14 Randy Abreu, para que no colectaran firmas de votantes frente a la parroquia, dirigida por el sacerdote dominicano Ricardo Fajardo. (MCT /video suministrado)
***************************************************************

Estudiante hispano asesina compañero por supuesto acoso en secundaria de El Bronx y deja alumna grave

Miguel Cruz Tejada - septiembre 28, 2017


NUEVA YORK._ El estudiante hispano Abel Cedeño de 18 años de edad, quien presuntamente venía siendo víctima de acoso (bullying) en la Escuela de la Asamblea Urbana para la Gestión de Vida Silvestre en El Bronx, asesinó ayer miércoles a puñaladas a su compañero de clases, el afroamericano Matthew McCree de 16 e hirió de gravedad a la alumna Ariana Laboy de 16, quien intervino en una discusión que protagonizaban el matador y la víctima, cuando la clase de historia estaba en progreso.
NUEVA YORK._ Abel Cedeño, asesinó a puñaladas ayer miércoles a su compañero de clases Matthew McCree y dejó grave a Ariana Laboy en una escuela secundaria en El Bronx, ayer miércoles 27 de septiembre de 2017. (Fotos Go Nakamura / NY Daily News, NYPD y facebook).


El crimen, fue cometido en el salón de clases y es el primero en 25 años que se produce en el interior de una escuela en Nueva York.

Cedeño, llevaba la afilada cuchilla que usó en su mochila a la escuela, que no tiene detectores de metales para monitorear las armas y otros objetos contundentes.

Caóticas e histéricas escenas de padres de los envueltos en el homicidio y parientes de otros alumnos, se escenificaron en los alrededores del plantel situado en el vecindario de West Farms. 

La muchacha, fue ingresada en estado crítico y seguía grave al cierre de esta crónica anoche.

Cedeño, fue arrestado y les habría dicho a los detectives que McCree y Laboy, lo acosaban desde hacía algún tiempo. 

En el momento del asesinato y el acuchillamiento a la mujer, ellos estaban en la clase de historia del tercer período que estaba en progreso alrededor de las 10:50 de la mañana, cuando McCree lanzó un lápiz a Cedeño, que se había levantado para salir del aula, según testigos.

El lápiz no tocó a Cedeño, pero cuando el adolescente se volteó para ver quién se lo había tirado, McCree se acercó para enfrentarlo.

"Ahí es cuando sucedió todo", dijo Jomarlyn Colón, de 16 años, que fue testigo del asesinato.

Mientras los dos peleaban, los estudiantes trataron de retirar a Cedeño, pero se liberó y sacó el cuchillo del bolsillo delantero. Apuñaló a McCree y luego a Laboy.

"Todo el mundo simplemente se retiró", dijo Colón. “Algunos de ellos estaban abrazando a Matthew. Algunos de ellos estaban sosteniendo toallas en su herida. Todos los muchachos estaban llorando y gritando".

Para ella, Cedeño se volvió loco.

Normas Pérez, abuela de Cedeño, dijo que la madre del acusado está en Puerto Rico, muy preocupada por el hecho y que no puede llegar a Nueva York, debido a la situación por el paso del huracán María. 

El jefe de detectives de la policía, Robert Boyce, dijo que la batalla fue la culminación de un pleito en curso.

"Creemos que esto había estado sucediendo durante aproximadamente dos semanas desde que comenzó el año escolar", dijo Boyce.

Los paramédicos llevaron a las dos víctimas al hospital Saint Barnabas, donde murió McCree. Laboy, estaba en estado crítico con heridas de puñaladas en su pecho, brazo y lado.

Cedeño salió de la clase y entregó su cuchillo con una hoja de 3 pulgadas a un guardia de seguridad de la escuela, dijo Boyce. 

Luego se sentó en la oficina del subdirector a esperar la policía. El adolescente fue interrogado en el cuartel 48 ayer miércoles en la tarde y fue acusado en la noche. 

"Esta es una dolorosa tragedia para las familias", dijo el alcalde Bill de Blasio. "Esto es algo de lo que todos los padres se preocupan cada mañana: la seguridad de sus hijos y en este momento tenemos la vida de un niño perdida, una niña que lucha por su vida, y otro niño, el que cometió esta acción, cuya vida será destruida por esta acción", agregó de Blasio.

"Haremos todo lo que podamos para apoyarlos a ellos y a la comunidad, la cual ahora está sufriendo este incidente", dijo el alcalde.

Padres en pánico corrieron a la Escuela de la Asamblea Urbana para la Gestión de Vida Silvestre, que comparte el edificio con la Escuela Pública 67, exigiendo que sus hijos fueran despachados a las casas.

Cuando los alumnos fueron llevados lentamente, la Jefa Joanne Jaffe, comandante de la División de Asuntos Comunitarios de la Policía de Nueva York, les dijo a los padres que los estudiantes que presenciaron el asesinato aún estaban dentro del aula con su maestro.

"Queremos obtener ayuda para los niños en el aula con su maestro", dijo. "Estamos tratando de obtener servicios de apoyo allí y estamos tratando de obtener ayuda para los otros niños en la escuela", dijo la oficial.

Varios conatos de peleas pequeñas estallaron cuando los padres exigieron que sus hijos fueran liberados de la escuela temprano.

La Canciller de Educación, Carmen Fariña, dijo que el asesinato en la escuela, la ha dejó con el corazón roto.

"Esta tragedia nunca debería haber tenido lugar", dijo en un comunicado.

La policía dijo que si la escuela hubiera tenido detectores, la tragedia no hubiese ocurrido al menos en el interior del plantel.

Más oficiales de seguridad escolar y escáneres aleatorios serán traídos a la escuela a partir de hoy jueves, anunció el alcalde.

La problemática escuela ha luchado con problemas de seguridad durante años.

Sólo el 19% de los maestros reportaron sentirse seguros en la escuela en 2016, muy por debajo del promedio de la ciudad del 75%.

El 55% de los estudiantes dijeron que se sentían seguros en los pasillos escolares en 2016, mientras el promedio de la ciudad fue de 84%.

El asesinato en el plantel, ocurrió en medio de las constantes críticas al manejo del alcalde de Blasio a la seguridad en las escuelas públicas.

La última vez que un asesinato ocurrió en un edificio de una escuela fue en febrero de 1993, cuando el estudiante dominicano Angel Jiménez de 15 años fue asesinado a puñaladas en una escuela secundaria de Manhattan durante una pelea por unas gafas. 

Meses antes de eso, en septiembre de 1992, Damon Ennis, de 15 años, fue apuñalado fatalmente dentro de un pasillo en la Escuela Secundaria South Shore en Canarsie, Brooklyn, marcando el segundo asesinato en una escuela ese año.

En febrero de 1992, Ian Moore, de 17 años, y Tyrone Sinkler, de 16, fueron asesinados dentro de la escuela secundaria Thomas Jefferson High School, también en Brooklyn.

En 2002, un pistolero adolescente disparó a dos compañeros de clases en la Escuela Secundaria Martin Luther King en Manhattan, pero ambas víctimas sobrevivieron.

El último asesinato en la escuela fue en junio de 2014, cuando Noel Estévez, de 14 años, apuñaló a otro compañero de 14 años de edad en la acera de la Escuela Intermedia 117 en la avenida Morris de El Bronx.

Estévez apuñaló a su compañero de clase, y amigo de antaño, porque la víctima le había robado y cogido su celular, dijo la policía.








0 comentarios:

Publicar un comentario

INSTAGRAM

Instagram
Se produjo un error en este gadget.