~ ´


'
ÚLTIMAS

¡ALERTA! Se reportan catorce atracos en primeros quince días de noviembre en la urbanización Tropical de Santo Domingo, República Dominicana.

Miguel Cruz Tejada - octubre 04, 2015

Edwin Canelo, era parte de una banda que trabajaba en el aeropuerto Logan de Boston
Dominicano evita deportación negociando con fiscales para delatar cómplices



Miguel Cruz Tejada



NUEVA YORK._ Edwin Canelo, un dominicano acusado en Boston de pertenecer a una banda compuesta por empleados del aeropuerto Logan, y que recibían dinero en efectivo de narcotraficantes, transportado por mulas, evitó la deportación después de negociar con los fiscales federales para delatar a sus cómplices.
Canelo, había sido arrestado junto a un grupo de sospechosos que laboraban en la terminal, y las autoridades lograron que él, a cambio de la promesa de no ser repatriado a la República Dominicana, identificara a Dino Dunkley, como el principal líder del negocio sucio.
El juicio comenzó el lunes de la semana anterior y los abogados defensores de Dunkley, lograron que la fiscalía tuviera que identificar a su “testigo estrella”, aún poniendo en riesgo la seguridad del dominicano.
Cuatro de los cinco empleados del aeropuerto que fueron acusados ​​en septiembre de 2014, por tráfico de más de $ 400.000 dólares en efectivo y que lograban recibir más allá de los puntos de control de seguridad. Todos se  han declarado culpables. Uno de ellos está a la espera de sentencia, y los otros están cumpliendo penas de prisión de uno a dos años.
Pero Dunkley, un residente en Boston, es el único que desafió las acusaciones del gobierno y decidió ir al juicio, y sus abogados sostienen que “mientras ellos están de acuerdo en que transporta lo que él creía era producto de las drogas, lo hizo sólo después de ser atrapado en una conspiración fabricada por el gobierno”.
"El fue en busca de problemas, el problema se presentó en su puerta," dijo uno de los abogados  al jurado.
La investigación sobre irregularidades cometidas por empleados del aeropuerto Logan comenzó en 2012.
Canelo, quien era un manejador de equipajes y que fue condenado en una red de tráfico de drogas por separado, accedió a cooperar con las autoridades y revelar la conspiración de los empleados del aeropuerto a cambio de evitar su deportación a su natal República Dominicana.

El maletero trabajó como informante de las autoridades y los llevó hasta otros empleados del aeropuerto que estaban transportando dinero en efectivo para los narcotraficantes. La investigación luego se amplió a otros empleados, incluyendo Dunkley, un agente de rampa en el área de servicio al cliente de Delta, que utilizó su autorización de seguridad para el contrabando de $ 50.000 dólares en dos ocasiones, a principios de 2014, al parecer creyendo que estaba trabajando para Canelo y los narcotraficantes. Las autoridades habían estado vigilando sus conversaciones todo el tiempo.

0 comentarios:

Publicar un comentario

INSTAGRAM

Instagram